6 agosto, 2019 medinabi

“Lo estamos haciendo mal”

16/07/2019

El futuro de la automoción, en juego

Hay que ser cautos con las medidas elegidas para llevar a cabo el proceso de descarbonización en la automoción, está en juego el futuro de una industria que aporta el 10% del PIB a la economía española siendo el segundo país productor de vehículos en Europa. Aun conscientes  del peso del sector no se están haciendo las cosas bien…

“Lo estamos haciendo mal: tenemos un parque muy envejecido, unos niveles de contaminación muy altos. Situación a la que sumar la caída de las matriculaciones de vehículos diésel dada la incertidumbre entre los conductores, un error, pues es una tecnología muy eficiente y que no debe descartarse si queremos cumplir con los objetivos de reducción de emisiones”, así se expresaba Ricardo Olalla, vicepresidente de Ventas de Mobility Solutions Bosch para España y Portugal, en el III Foro El Español sobre el futuro de la  Automoción.

“La electrificación va a tener cada vez más peso, pero la mayoría de parque móvil seguirá siendo de combustión. Hay que fortalecer a la industria, lo que debemos hacer es focalizar nuestros esfuerzos en invertir en I+D+i para mejorar la huella medioambiental de estas motorizaciones, y que sea el usuario el que elija la tecnología que más se ajuste a sus necesidades”, continuaba Olalla durante su intervención.

“Estamos poniendo al sector en peligro”

En los mismo términos se expresaba Marta Blázquez, vicepresidenta ejecutiva de Faconauto, patronal de concesionarios:  “La industria de automoción española se enfrenta a un gran reto: mantener su posición de liderazgo en Europa como segundo productor de vehículos. El sector genera el 10% del PIB en nuestro país, estamos poniendo al sector en peligro cuando debemos protegerlo”.

“Primero hay que proteger al sector, que los políticos se pongan de acuerdo en cómo efectuar una transición y descarbonización ordenada basada en la neutralidad tecnológica, y luego hablamos de futuro”.

“Podemos hablar de crisis en el sector de la automoción, aun viviendo un momento de expansión económica”, apuntaba Arturo Criado redactor jefe de Empresas y Medios de EL ESPAÑOL, pues a pesar de la estabilidad económica del país se ha producido una caída continuada de las matriculaciones durante los últimos 9 meses provocada por la incertidumbre generada entre los conductores sobre la posible prohibición de la circulación, venta…de los vehículos de combustión.

 “Hay que retirar 15 millones de coches viejos”

Situación ante la que se debe actuar. “Primero hay que proteger al sector, que los políticos se sienten y se pongan de acuerdo en cómo efectuar una transición y descarbonización ordenada basada en la neutralidad tecnológica, y luego hablamos de futuro”, defendía la representante de Faconauto. “Y para proteger el medioambiente, lo que se debe hacer es retirar los 15 millones de coches viejos, los que realmente contaminan, mediante un plan de achatarramiento, y, paralelamente, incentivar la electrificación del parque y la adquisición de vehículos impulsados con energías alternativas”.

“Hay que impulsar la neutralidad tecnológica”, continuaba Cecilia Medina responsable de I+D+I de Sernauto:  “Debemos adaptarnos al cambio, redefinir nuestras agendas en términos de producción, de inversión… el software va a tener un papel crucial y por ende, debemos poder competir con nuevos actores tecnológicos, buscando la cooperación entre compañías, invirtiendo en I+D y en la captación de nuevo talento”.

Postura compartida por el resto de ponentes apuntado Olalla  (Bosch) la necesidad de fiscalizar el uso y no la compra como otra de las variables a tener en cuenta en el futuro de la automoción, así como el papel clave de la posventa. “No se está teniendo en cuenta, pero el mantenimiento responsable del coche es de suma importancia tanto para la seguridad como para el medio ambiente”, puntualizaba Marta Blázquez (Faconauto).

La desinformación en el sector

Y la última pata… La información. “Tenemos una industria muy fuerte que sabrá adaptarse al cambio, siempre ha sido muy responsable y también ha de ser responsable la información que se da sobre ella y su futuro para dejar de alimentar la incertidumbre y la desinformación entre los usuarios”,  concretaba el presentante de Bosch.

“Los que se quieran jubilar en el sector tienen tiempo para adaptarse y afrontar lo que viene”, Nuria Álvarez (Conepa).

Usuarios que paradójicamente tienen un acceso mucho más amplio a la información pero que están más confusos que nunca… “Están produciéndose cambios a una gran velocidad. No sabemos qué va a pasar en diez años, debemos ser muy cautos con los mensajes que se lanzan al mercado, tener los pies en la tierra, porque no va a haber una disrupción, sino una evolución en  la automoción, al taller no le va a bajar la facturación con la llegada del coche eléctrico: los que se quieran jubilar en el sector tienen tiempo para adaptarse y afrontar lo que viene”, concluía Nuria Álvarez, directora de Relaciones Institucionales y Comunicación de Conepa.

Fuente: https://bit.ly/2Ks8gWY